México DF

Estudio de Vida Remanente

La vida útil de un activo fijo se refiere siempre al período de tiempo económicamente empleable en un destino específico, entendido esto en el sentido de su aptitud para cumplir con un rol preciso en una empresa determinada.

La vida útil de la que se habla es la Vida útil probable, que es aquel período de tiempo comprendido entre la fecha de instalación (puesta en marcha) de un bien y la fecha prevista para su retiro del servicio.

El valor económico que se le puede estimar a un bien del que se tenga la certeza que va a dejar de funcionar irremediablemente en el corto plazo, es totalmente distinto al que se le podría atribuir si se supiera que puede seguir prestando sus servicios durante el largo plazo, es decir en otras palabras, varios años adicionales. Los beneficios percibidos en ambos casos difieren básicamente porque la vida remanente de uno y otro no es la misma. Y mientras más grande sea la vida remanente, mayor será el valor económico esperado del bien.

El estudio de vida remanente de un bien en un momento dado de su existencia es una conjetura o estimación basada, no sólo en las características físicas de dicho bien sino también en otros factores como la política general de La Compañía, las condiciones de uso, el avance tecnológico, el tipo de mantenimiento, las condiciones del mercado de los productos y servicios principales de la cadena de valor.